Parece sencillo, comenzamos. Algo así parece que implica que hay un punto de salida, un kilómetro cero, como si no hubiera existido nada antes.

Realmente, en 109fablab, nunca nos hemos detenido, la evolución no significa que paráramos y luego arrancáramos. Me imaginaba la fábula del fénix, pero no ha habido cenizas ni fuego purificador, si hay un nuevo nombre, hemos redefinido una nueva forma de trabajar, nos hemos mudado a un nuevo local y seguimos teniendo muchas ganas e ilusión de crear, idear, diseñar, concebir prototipos y producir.

Hemos abierto una puerta, literalmente y en sentido figurado, a la innovación, a asumir más proyectos, a mirar el mundo desde un nuevo punto de vista, a ser más fieles a cómo somos, siempre en beta.

La primavera ya llegó, el equinoccio está cerca, hoy es lunes, pero podía haber sido un miércoles, estamos abiertos.

109fablab empieza un camino, genera una nueva ruta, embarcamos en un nuevo proyecto e invitamos a todo el mundo a sumarse. Procesos de digitalización, colaboración, nuevas máquinas, design thinking, orientación y equilibrio en lo ecológico, económico y social, mucho cuidado con los detalles, son cosas que te vas encontrar y más sorpresas, pero sobre todo escucha activa y con ganas de entender los desafíos a los que te enfrentas.

El mundo está lleno de inventores, personas con ideas que no seguimos las normas y se nos considera un problema. 109fablab  está abierto, esperamos que sea un lugar para todos nosotros. Bienvenidos.

 

 

Save

Etiquetas:

Deja un comentario